Castilla y León

Qué ver en Lerma: visita a la vega del río Arlanza

Qué ver en Lerma

La villa monumental de Lerma, situada en la Provincia de Burgos, es un pequeño municipio de poco más de 2500 habitantes. Se encuentra situada en la vega del río Arlanza, una de las comarcas vitivinícolas más importantes de España. Lerma vivió su momento de mayor esplendor en el siglo XVII, durante el reinado de Felipe III. Este esplendor está estrechamente ligado a Francisco Gómez de Sandoval y Rojas, más conocido como el Duque de Lerma, mano derecha y hombre de confianza del rey. Tanto, que en algunos momentos de la historia parece ser que tenía más poder de decisión que el propio rey. Entre las cosas que ver en Lerma se encuentran edificios medievales, civiles y religiosos, perfectamente conservados. Se la conoce también como la «Villa Ducal de Lerma» y forma parte, al igual que la villa de Santillana del Mar, de la asociación de los pueblos más bonitos de España.


⇒ Post relacionado: qué ver en Frías, Burgos


En este artículo os contamos cuáles son las principales cosas que ver y hacer en Lerma. Se la conoce también como el pequeño Escorial de Burgos, debido a la similitud en muchas de las construcciones con la localidad madrileña.  Y esto tiene un por qué: el duque utilizó a los mismos arquitectos y diseñadores herrerianos para construir su gran Palacio Ducal. En Lerma, al igual que en toda la comarca del Arlanza, se puede disfrutar de una rica gastronomía y presume, por encima de todo, de unas importantes bodegas. Entre sus edificios se encuentra la sede de la D.O. Arlanza. De dimensiones pequeñas, se puede visitar Lerma en un día o incluso en menos, pudiendo aprovechar la visita para conocer lugares cercanos como Covarrubias, Santo Domingo de Silos o las ciudades de Burgos, al norte, y Aranda de Duero (lee el post), al sur.


Reserva aquí el mejor hotel en Lerma



Lerma



QUÉ VER Y HACER EN LERMA

La pequeña villa de Lerma tiene un centro histórico perfectamente cuidado, donde pasear por sus estrechas y empedradas calles te trasladará al pasado, a los tiempos del Duque más famosos del Reino. La visita la comenzaremos a través de la Puerta de la cárcel, sede de la D.O. Arlanza. Continuando por la estrecha y empinada calle Mayor llegaremos a la Plaza Mayor. En esta plaza, ocupando un lateral, podemos visitar el Palacio Ducal y, junto a él, el Monasterio de San Blas. Caminado unos metros por la calle de la Audiencia, donde se encuentra la oficina de turismo, llegaremos a otra importante plaza que ver en Lerma: la plaza de Santa Clara. En ella se encuentra el monumento al cura Merino y el Mirador de los Arcos. Para completar nuestra visita a los edificios y lugares históricos más importantes que ver en Lerma nos dirigiremos hasta la Colegiata de San Pedro.
Qué ver en Lerma

Visitar la Plaza Mayor de Lerma

Si estás buscando que cosas hacer en Lerma, pasar por su enorme Plaza Mayor es una de las obligadas. Con una superficie de unos 7000 m², es una de las plazas más grandes de España. En un principio formaba parte del patio del Palacio, para disfrute único de la corte y sus invitados. Posteriormente, la plaza fue abierta al pueblo, siendo el lugar utilizado para las celebraciones y fiestas que tenían lugar en la villa. En la actualidad, aún es utilizada como lugar de festejos y para celebrar el mercado semanal. A nuestro parecer, ha perdido parte del encanto que tienen otras plazas medievales castellanas. Esto puede que sea debido a que se ha convertido en el parking del Parador, siendo ocupada por coches. La Plaza Mayor de Lerma forma, junto al Palacio Ducal y la anexa plaza de San Blas, uno de los conjuntos históricos imprescindibles que visitar en Lerma.Plaza Mayor

Palacio Ducal: principal edificio civil que ver en Lerma

El Palacio Ducal de Lerma ocupa todo un lateral de la Plaza Mayor. Actualmente alberga el Parador Nacional de Turismo y se trata, muy posiblemente, del edificio más importante que ver en Lerma. Fue residencia del Duque de Lerma y sirvió de alojamiento para el rey Felipe III cuando este visitaba la villa. El palacio posee cuatro torres, a diferencia de todos los demás palacios de la época que solo poseían dos. Esto se debe a una astucia del Duque, que pidió permiso al rey para poder construir dos torres en el palacio, omitiendo en la conversación que ya tenía las otras dos. Durante la guerra civil, el Palacio Ducal de Lerma fue utilizado como cárcel. Si tienes pensado dormir en Lerma, el Parador es la mejor opción. Y si no, también puedes visitarlo aunque no te encuentres alojado en él.

 


⇒ Post relacionado: qué ver en Segovia en un día


La plaza y el Convento de San Blas

La pequeña plaza de San Blas se encuentra ubicada junto a la Plaza Mayor y el Palacio Ducal. En ella se encuentra el Monasterio de San Blas, construido sobre una antigua capilla. De estilo barroco clasicista, ha sido habitado desde su construcción hasta la actualidad por las monjas dominicas. Fue diseñado por el mismo arquitecto del Palacio Ducal, y hasta el siglo XIX se encontraban unidos por un pasadizo elevado.Qué ver en Lerma

Colegiata de San Pedro: principal edificio religioso que ver en Lerma

El poder del Duque de Lerma se puede ver reflejado en esta colegiata. Consagrada en 1617, el Duque utilizó su poder e influencias en la corte del rey para conseguir que la Colegiata de San Pedro dependiera directamente del Vaticano. Sin tener que dar cuentas a nadie más que a su Santidad. En la sacristía de la colegiata de San Pedro pueden observarse varios retratos del Duque de Lerma.

Plaza de Santa Clara y el Mirador de los Arcos

En la plaza de Santa Clara se encuentran los restos del cura Jerónimo Merino, un importante guerrillero de la villa. Este religioso se enfrentó en la Guerra de la Independencia, de forma heroica y desquiciándolos, a los franceses comandados por Napoleón. Junto a la plaza de encuentra otra de las cosas imprescindibles que tienes que hacer y visitar en Lerma. Atravesando los arcos de piedra encontrarás un mirador donde podrás disfrutar de las mejores vistas de la ciudad. Sobre estos arcos descansa uno de los antiguos pasadizos, el que unía el Palacio Ducal y la Colegiata de San Pedro, utilizados por el Duque y la corte real para desplazarse de un lado a otro de la villa sin tener que caminar y ser vistos por ella. Este mirador es uno de los mejores lugares donde ver Lerma y los alrededores, con el río Arlanza y su valle en primer plano.Valle del Arlanza



El Arco de la cárcel

Es la puerta de entrada a la ciudad monumental, al casco antiguo. De las cuatro puertas medievales que tenía la villa, se trata de la única que aún se puede ver en Lerma, y uno de los pocos restos que quedan en pie de la antigua muralla que la rodeaba. Se le llama Arco o puerta de la cárcel porque después de una reforma ordenada por el Duque, a principios del siglo XVII, el edificio se convirtió en cárcel. En la actualidad, en este edificio se encuentra la sede de la Denominación de Origen Ribera del Arlanza.

⇓Mejores ofertas en Lerma⇓Booking.com


Hasta aquí llega este breve post con las principales cosas que ver y hacer en Lerma. No olvides suscribirte al blog. Si tienes cualquier duda o sugerencia, escríbenos un comentario o envíanos un mensaje desde el formulario de contacto.

¿Te ha resultado útil el artículo?
[Total:2    Promedio:5/5]

No Comments Found

Deja tu comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies